Asamblea de Cultura Rionegro

Asamblea de Cultura Rionegro. “La cultura es de todos”

“Como Asamblea de Cultura, nos soñamos un Rionegro, como el epicentro cultural que merece ser para el Oriente Antioqueño, y trabajaremos mancomunadamente para que así sea”.
Laura Camila Jaramillo Gallego. – Presidenta  

El sector cultural y artístico al igual que otros, ha sido significativamente afectado por la actual situación. A través de sus manifestaciones no solo busca ratificar su alto nivel, sino que, adicionalmente pretende generar conciencia sobre su estado de vulnerabilidad.

Nuestro municipio cuenta con excelentes gestores culturales y artistas que han representado las diferentes modalidades: teatro, música, danza, artes plásticas, literatura, etc., no solo a nivel local, sino nacional e internacionalmente, sin embargo, y por la evidente crisis que ha desencadenado la pandemia, el desarrollo de sus procesos anda como muchos otros, a media marcha, generando situaciones difíciles para varios de los artistas a nivel económico; ya que para muchos de ellos, sus ingresos provienen directamente de las actividades culturales que desarrollan, no obstante, las convocatorias de estímulos realizadas a nivel municipal, departamental y nacional, han sido una alternativa a la que le han apostado, a través de la presentación de sus proyectos.

Particularmente en nuestro municipio, y en consenso con la Asamblea de Cultura Rionegro, como nos resume a continuación Laura Camila Jaramillo Gallego, artista plástica rionegrera y actual presidenta de la Asamblea, la convocatoria realizada “Juntos Creamos”, ha sido una oportunidad con muchos vacíos, que, a su vez se ha convertido en uno de los motivos para unir al sector cultural y artístico, en una búsqueda conjunta de mejores condiciones:

Laura Camila Jaramillo Gallego. Pdta. Asamblea de Cultura.

“Rionegro es un municipio de reconocidas obras en infraestructura, a pesar de no tener un teatro municipal para las expresiones escénicas, tiene espacios significativos en materia cultural; es, fue y será hogar de artistas talentosos y comprometidos, pero su dinámica económica y desarrollo acelerado, ha causado una ruptura en el tejido social, en la conservación patrimonial y en la identidad cultural, agravado por la actitud de diversas administraciones públicas en su incapacidad de planear la cultura a largo aliento y el desinterés por articular gestores, artistas e investigadores  locales para que ellos agencien y desarrollen con mirada local las potencialidades del municipio.Esta responsabilidad también recae sobre nosotros los artistas, que no hemos sido capaces de organizarnos y trabajar por el bien común.

Hoy una coyuntura que une las fuerzas de la indignación al ver inconsistencias y casi que injusticias en una convocatoria, en medio de una pandemia que ha afectado al mundo entero, nos devuelve la esperanza en un trabajo colaborativo, a través de la Asamblea de Cultura, porque sabemos que somos los dolientes de los derechos culturales y los movilizadores de procesos sensibles, no podemos seguir dándole la responsabilidad de los bienes inmateriales y materiales de nuestros valores simbólicos a personas que no entienden su valor y lo ven como un gasto público, hoy la cultura demuestra ser un salvavidas para el encierro, un salvavidas para las personas y comienza a ser claro el sentido integral necesario para un verdadero desarrollo humano en bienestar, en el buen vivir. Como Asamblea de Cultura, nos soñamos un Rionegro, como el epicentro cultural que merece ser para el Oriente Antioqueño, y trabajaremos mancomunadamente para que así sea”

Por lo anterior, la Asamblea de Cultura  Rionegro se ha manifestado mediante comunicación escrita ante la Alcaldía de Rionegro, la Subsecretaría de Cultura y ante entidades como La Personería y el Concejo Municipal, informando la inconformidad por el desarrollo de la convocatoria, la situación actual del sector, y adicional, presentado algunas sugerencias con el fin de flexibilizar la decisión tomada respecto a la reinversión de los recursos restantes de la convocatoria  ($104.000.000), que considera dicha Asamblea, deben llegar a manos de los artistas, pues este siempre ha sido el objetivo.

Como gestora cultural, artista e integrante de la Asamblea de Cultura, reconozco el valor de las convocatorias de estímulos que se desarrollan con el equilibrio que ameritan y de acuerdo a las características actuales de cada región, e igualmente, el valor de la unión de esfuerzos desde varios entes, incluyendo el sector privado y la comunidad, la importancia de los espacios y herramientas que proporcionan y permiten solidificar los procesos culturales del municipio por parte de la Administración Municipal y el Consejo Municipal de Cultura, para que estos se articulen, y en comunión con las propuestas y actividades de Asamblea de Cultura, atiendan a las necesidades reales,  proveyendo soluciones eficaces, para entre todos fortalecer y dignificar el arte y la cultura.

Por: Mara Abad

 

 

 

Deja un comentario

Relacionado