La asociatividad (Área metropolitana) y el desarrollo del Oriente Antioqueño

En entrevista con el doctor Rodrigo Antonio Zuluaga,  director  ejecutivo de la Cámara de Comercio del Oriente Antioqueño, le preguntamos sobre las conclusiones de la reunión con la Vicepresidenta de la República Martha Lucía Ramírez y el señor Gobernador de Antioquia Aníbal Gaviria,  a la que concurrieron entidades y  gremios que están en el consejo regional de competitividad, acompañados por los miembros del comité Universidad Empresa Estado de la ciudad  de Medellín y la alcaldía de Medellín (Secretaría de Productividad y Competitividad), para hacer un repaso del estado, de cómo en el departamento estamos trabajando el sistema.

“Debemos recordar que el país tiene un consejo privado de competitividad que es una institución público privada, la cual tiene vocación de permanencia y ya lleva varios años de instalada; tenemos un plan de competitividad con unos criterios en los cuales el país debe intervenir”.

“La doctora Ramírez nos invitó a simplificar, a ser muy prácticos, porque tenemos tanta diversidad de instituciones que tienen que ver con estos sectores, que la idea es ser más oportunos y no desgastarnos con distintos escenarios de reuniones, debates y programas, sino hacerlo de manera sintetizada, a través de la conjunción de instrumentos. Este mensaje fue muy bien recibido para ser más eficientes”.

“Antioquia tiene muy buenos indicadores, como también muchos vacíos: la pobreza, la desigualdad entre algunos municipios con respecto a los que van en punta y que se priorizaron también en esta reunión, los cuales ya están inscritos en el banco de proyectos del departamento, proyectos para cada una de las nueve subregiones”.

“En el caso del Oriente Antioqueño se priorizó el proyecto del plan de desarrollo del aeropuerto José María Córdova, lo cual es algo extraordinario por las grandes oportunidades de desarrollo que giran en torno a esta importante infraestructura que tenemos en el  territorio”.

 “Ampliando la información sobre los proyectos relacionados con el aeropuerto, más que planes hay una notificación donde se informa que ya está afectada una tierra para una segunda pista. El otro gran reto es que un plan integral que  debemos construir, es el que dibuja y hace prospectiva para los próximos 100 años, de qué debe ser el aeropuerto, qué Clusters o sectores productivos se tienen que generar en torno a esta infraestructura, qué desarrollos inmobiliarios”.

“Por ejemplo, los aeropuertos pasan por varias etapas: La primera etapa es que son meros centros de conexiones; la segunda es que también son centros comerciales, y la tercera es que también se vuelven centros de desarrollo empresarial donde se instalan empresas de servicios del sector y muy fácilmente se transforman, como es el caso nuestro, con las instalaciones del MRO (mantenimiento, reparación y revisión) de Avianca, que es un centro de mantenimiento para los aviones Airbus de toda Latinoamérica y allí puede haber una necesidad de  3.000 empleados. A todo ese grupo humano hay que planificarle vivienda, centros de salud, centros de formación y vías de transporte; entonces hay unos retos muy interesantes”.

“Lo otro es que un plan integral dice cómo es que nos  vamos a comunicar con el centro de Medellín, cómo es que nos vamos a comunicar con los otros municipios  o entre nosotros, para que el aeropuerto tenga las suficientes vías de acceso y de salida ante una emergencia, o accidente, o una situación de pánico, entre otras”.

“Un plan integral de desarrollo también nos dice cuales son las vocaciones económicas y los sectores que hay que desarrollar; así, en el sector de verduras y hortalizas, flores, etc., habrá que desarrollar toda la cadena de frío, toda la logística que necesita el sector”.

“Hay unas grandes oportunidades de desarrollo, por ejemplo del campo metalmecánico, de partes de aviones, ya que tenemos el centro de mantenimiento aquí cerca”.

“Entonces debemos fijarnos en que no hay sino oportunidades y para un plan integral de desarrollo deben converger e integrarse autoridades nacionales y locales. ¿Qué quiere decir esto? Que intervienen entidades como la ANI (Agencia Nacional de Infraestructura),  la Aeronáutica Civil, que es la que regula los cielos, las rutas aéreas,  y  entrega el piso en concesión para su administración, o sea la infraestructura para que funcionen adecuadamente los servicios que allí se prestan; igualmente deben integrarse los alcaldes del altiplano, del oriente, y los del Valle de Aburrá; deben unirse porque qué sería de Medellín  ciudad de eventos, sin  el aeropuerto JMC, que es el aeropuerto internacional que presta los servicios a todo este grupo poblacional tan alto;  ese es el gran reto”.

“Por fortuna ya va tomando un buen sendero el estudio de este plan,  para después entrar a desarrollarlo. Para ello hay que contar con unos aliados naturales, como son la UCO, la Universidad de Antioquia y la Pontificia Bolivariana, que están haciendo el desarrollo  del sector aeronáutico en sus carreras y centros de desarrollo”.

“El próximo 25 de marzo se llevará a cabo en la UCO, en concurso con la Cámara, un foro de toda una mañana, donde se tendrán como invitados especiales a  los ejecutivos de la Boeing, quienes quieren hacer aquí en la región unos centros de desarrollo; ellos son la competencia de la Airbus.  Realmente se están moviendo las cosas, por lo que estamos muy entusiasmados con esos avances”.

Nos dice el doctor Zuluaga que “El gran aporte del aeropuerto a la región del Oriente Antioqueño, es la gran oportunidad del desarrollo empresarial, en el sector de eventos empresariales, en el sector de desarrollo de los clústers, el desarrollo de empresas bienes y servicios, y el sector turístico”.

“Es un estudio de prospectiva el que estamos planeando, donde debe participar de primera mano  Rionegro, para que sea actor y constructor del mismo,  y para que saque la mayor ventaja por ser el municipio donde está instalado el aeropuerto”.

¿Qué medición se ha hecho con respecto a la productividad y competitividad del Oriente Antioqueño?

 “Recordemos que nosotros hemos hecho tres ediciones de los estudios de observatorio de competitividad del territorio, y una cosa maravillosa también que ha ocurrido es que el gobierno departamental,  debido a la gestión nuestra entre otras, y a la solicitud de que hiciésemos un estudio para todo el departamento y que nosotros le entregáramos la experiencia que construimos conjuntamente con Eafit, a través una metodología que incluso tenemos   registrada  con derechos de autor, lleváramos a cabo dicho estudio y presentáramos en la Cámara en el pasado mes de Febrero este indicador de los 120 municipios y especialmente  de los 23 municipios de Oriente.  Este informe, estas mediciones están en texto,  en la página Web de la Cámara y la de la  Gobernación”.

¿Qué posibilidades hay de que se dé en los próximos 4 años algo de lo anteriormente expuesto y cuál cree usted qué sería el camino para lograrlo?

“La gran aspiración al respecto es que el sector productivo del territorio y el sector gremial, todos a  una, nos conformemos como Área Metropolitana  a la mayor brevedad.  Creemos que necesitamos esa figura, que todo día que pasa es una  pérdida, dadas las ventajas que tiene para que nos ayude a planificar mejor el desarrollo de los municipios asociados, para que tengamos una autoridad de transporte público, las rutas de los centros de producción o formación que se necesitan para que el ciudadano se desplace a esos puntos, para aumentar las rutas que se requieren según las fuentes de estudios y demandas.  El ordenamiento del crecimiento es una obligación que nos concita el interés para que no deterioremos los recursos que tenemos, que todos son vitales: el aire, las aguas, no solo la cantidad, sino la calidad”.

“¿Cuántas plantas de tratamiento requieren los municipios,  las regiones, para que los vertimientos a los municipios de abajo y a los municipios que represan las aguas para producir energía en los embalses les llegue de mejor calidad? Entonces es mucho más fácil utilizar economía de escala y tener una figura como la del Área Metropolitana, que es un instrumento de planificación, de regulación y de gestión y desarrollo de los proyectos”.

“Tantos proyectos que requiere el territorio y ésta es una oportunidad para que se desarrollen las capacidades de las entidades públicas, porque  a los municipios solos e insularmente les es muy costoso tener las personas con los perfiles adecuados y los costos de expertos que nos ayuden.  Es la oportunidad para que la academia con los profesionales de distintas materias, estudiemos nuestro desarrollo y gestionemos el futuro de nuestro territorio”.

¿En este comienzo de las nuevas administraciones, ha mejorado el ambiente para hablar sobre el tema del Área Metropolitana en el Oriente?

“Tenemos que dejar que ellos se aclimaten, ya que en el momento están pendientes de temas inmediatos,  como la conformación de sus gabinetes, como su plan de gobierno, el acople con el Concejo Municipal, etc., por el momento estamos en un tiempo de espera”.

“Esperemos que en el segundo trimestre del año podamos retomar el tema. Toda la academia, Asocolflores, la Corporación Empresarial, la Cámara, la Universidad de Antioquia, estamos listos para conversar con todos los que haya que hacerlo y necesitamos  mucho apoyo de los medios, porque a esto hay que hacerle unos análisis racionales, tranquilos, desde la cientificidad y no desde la emotividad, ni desde los posicionamientos y fanatismos políticos, sino que debe ser un análisis tranquilo, riguroso, desde las oportunidades que da la asociatividad”.

¿El Gobernador está respaldando este proceso?

“Él ha dicho que apoyará todos los proyectos de asociatividad. Hay que esperar a que los alcaldes electos salgan de sus urgencias y mirar que se socialice el tema con ellos y entremos en un análisis  juicioso sobre este punto”.

“No sabemos si este año se dé lo del Área Metropolitana y no necesariamente debe quedar  en el  plan de desarrollo, incluso fíjense que el  Área Metropolitana tiene unas figuras, o unas autoridades que tienen la iniciativa para promover, incluso la ciudadanía, un 5% del censo electoral de cada uno de los municipios que quieran hacerlo, o los concejos municipales, o el alcalde o el gobernador, o los gobernadores cuando hay varios municipios de distintos departamentos que quieren asociarse”.

“Esto es algo extraordinario que debe llevarse a consulta popular; eso quiere decir que se vincula el constituyente primario para que diga si esta figura es importante o no, pero conlleva un deber: darle mucha información al ciudadano para que aprecie las bondades de la figura asociativa”.

¿Sin el área metropolitana, cómo es el panorama del Oriente Antioqueño?

 “No es bueno; es un ambiente de crecimiento desordenado, de dilapidación de recursos y de inmovilidad para los proyectos que el territorio requiere”.

Por: Luz Stella Serna Gallego
Directora Periódico El Rionegrero

 

Deja un comentario

Relacionado

Dos nuevas especies de ranas, avistamiento de puma, salamandras y loros aliamarillos en el Parque Nacional Natural Chingaza

La Expedición Biológica Chingaza, duró 10 días y fue llevada a cabo por un grupo de expertos de la Universidad Nacional de Colombia y de Wildlife Conservation Society – WCS, en la vereda Tendidos de río Negro, en jurisdicción de los municipios de Gachalá y Junín, Cundinamarca. Allí los expertos hallaron “dos nuevas especies de […]